Publicado en anti-stress

Pingüinos en la oficina

Este fin de semana se ha pintado la oficina en la que yo me encuentro trabajando. Unas fechas de lo más recomendables para pintar, mucho mejor que en primavera, vamos de lejos.

Pues nada ayer y hoy, bueno y lo que nos queda, tenemos que estar con las ventanas abiertas en la oficina porque sino sufrimos un grave riesgo de intoxicación. Porque claro está no van a gastarse unos euros más en comprar una pintura decente, no señor. Es mejor comprar la pintura en un todo a cien y si es posible que este caducada para que sea más barata. Y eso que trabajamos para una multinacional de 9000 empleados con sedes en medio mundo.

Contra más dinero tienen los dueños más cutres son. Y mientras tanto los pringadicos aquí estamos sufriendo las consecuencias y encima van y no pintan el techo con la roña que tiene. Uff que mala leche se hace ya por la mañana.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s